Policía se disculpa por negligencia; idol acusa de insensibilidad


polikawaiiUna estudiante universitaria y cantante idol de 21 años de edad que fue apuñalada en repetidas ocasiones por un obsesionado “Wota” en mayo de este año, emitió una mordaz crítica por la inacción de la policía cuando les comunicó su temor de ser atacada o asesinada.

Mayu Tomita dijo que todavía tiene cicatrices físicas y psicológicas desde el incidente ocurrido hace siete meses, que la había dejado en estado de coma.

Ella emitió un comunicado el 16 de diciembre para expresar su decepción por la aparente incapacidad de la policía para comprender el alcance de sus temores por su integridad física, cuando se entrevistó con oficiales de policía tan sólo unos días antes del ataque que la dejó con más de 20 lesiones en el cuello, estómago, brazos y otras partes de su cuerpo.

La declaración fue emitida en relación a un comunicado emitido ese mismo día por la policía de Tokyo, quienes declararon que “Fue un caso en el que la policía debió haber juzgado necesario garantizar su seguridad con rapidez”, anunciando el resultado de una investigación sobre si su respuesta fue la adecuada.

Mayu Tomita

Mayu Tomita

El Departamento de Policía Metropolitana admitió que no tomó medidas adecuadas para proteger a Tomita de un ataque después de que ella se reunió con los oficiales.

En su declaración a la policía hace siete meses, Tomita dijo: “Expliqué todos los detalles acerca del peligro que sentía en ese momento y también les comenté a los oficiales acerca de mis preocupaciones y el temor de que podría ser asesinada”.

Tomita mostró a los oficiales algunos de los mensajes en línea escritos por su atacante, Tomohiro Iwazaki, de 28 años, quién ha sido acusado de intento de homicidio y otros cargos, cuando acudió a la comisaría Masashino en el oeste de Tokyo el 9 de mayo.

Doce días más tarde, Iwazaki se encontró con ella en frente de un edificio en Koganei donde ella tenía programada una presentación. Los tres agentes de policía que se entrevistaron con Tomita antes del incidente dijeron que no recuerdan que ella les mencionara sus preocupaciones de ser atacada fatalmente.

A la luz de esa declaración, Tomita dijo: “Yendo más allá de la rabia, solamente siento tristeza y sólo intento defender mi caso de la manera más desesperada posible”.

El estudio de la policía examinó la respuesta hecha por los agentes de policía entre el 9 y 21 de mayo, cuando fue atacada. Iwazaki declaró que atacó a Tomita porque se negó a recibir un regalo que le había enviado.

Los agentes de policía que hablaron por primera vez con Tomita llegaron a la conclusión de que ella sólo quería que Iwazaki dejara de enviar tweets. Ellos no consideraron que la cantante estaba en inminente peligro de daño corporal.

Eso llevó a un incumplimiento y negligencia por parte de los agentes de reportar el caso a los expertos en la sede del MPD en Tokyo que manejan casos de acoso. El informe del estudio concluyó que los agentes de policía se abstuvieron de tomar medidas para mantener segura a Tomita porque no se dieron cuenta del temor real que sentía.

El perturbado Wota fue asegurado en la escena del crimen y actualmente es procesado por intento de homicidio y otros cargos criminales.

El perturbado Wota fue asegurado en la escena del crimen y actualmente es procesado por intento de homicidio y otros cargos criminales.

El informe dijo que los agentes deberían haber cuestionado más a Tomita, así como a aquellos que la conocían. Iwazaki había publicado un torrente de mensajes en línea, en la que expresaba su adoración y también de odio por su fracaso, al no ser correspondidos sus sentimientos.

Mientras que Tomita mostraba a los oficiales de policía algunos de los tweets enviados por Iwazaki, los oficiales no estaban conscientes de un blog utilizado por Iwazaki en el que registró sus fatales pensamientos. Después del ataque de mayo, la policía encontró que Iwazaki había enviado cerca de 400 tweets a Tomita.

La declaración de Tomita fue revelada por su abogado, Takashi Shibata, quien también explicó el estado físico y psicológico de su cliente.

Dijo que ella todavía acude al hospital para su tratamiento de lesiones en el cuello y en el rostro que no se han curado completamente.

Ella no tiene idea de cuándo podrá reanudar su carrera musical ya que es incapaz de utilizar libremente los dedos para tocar la guitarra debido a las lesiones que sufrió en el ataque. Shibata también explicó que Tomita todavía tiene miedo de salir a la calle, lo que hace imposible para ella dar incluso un paseo en tren.

Fuente: Kyodo/Asahi/YEA